Carlos Dívar, el divino presidente del Supremo

Dívar y Gallardón en la apertura del año judicial y un enorme crucifijo.

Estaba en los alrededores del Tribunal Supremo el primer día que comenzó el juicio contra Garzón por su intento de investigar los crímenes del franquismo. A última hora de la mañana se abrieron las puertas de un garaje del que salió un vehículo escoltado. Si se sale con coche de los edificios con números pares, al ser una calle de un sólo sentido, se tiene que girar obligatoriamente a la derecha. Pero este vehículo, con la calle cortada por la policía, salió hacia la izquierda, posiblemente para evitar el lío de tráfico que le esperaba al llegar a la calle Génova y los atascos en torno a la Plaza de Colón.

En el coche viajaba Carlos Dívar, presidente del Tribunal Supremo, hoy imputado por un presunto delito de malversación de fondos públicos. Me pareció una enorme metáfora el hecho de vivir en un país en el que el máximo representante del poder judicial circula en dirección contraria, pero por encima de eso me resultó indignante el hecho de que quien debe velar por la legalidad se salte las normas y las leyes que son de obligado cumplimiento para todos y cada uno de los ciudadanos.

La noticia sobre su malversación de fondos públicos viene a hacer patente su triste condición de cabeza de los jueces, que llegó allí con el acuerdo de Rajoy y Zapatero, siendo un gran conservador, además de confeso y fervoroso creyente en la justicia divina, por encima de la humana.

Hace unos meses fu aentregarle por registro una petición ante el Consejo General del Poder Judicial y tuve que cambiar el texto que llevaba para que no fuera entregado por el conducto de su correo privado. ¿Desde cuándo alguien que está en una institución no es exclusivamente el representante de una institución?

Nuestro poder judicial ha demostrado que tiene miembros que se dedican más a la política que a la justicia. A Dívar, ¡oh casualidad! lo nombraron poco antes de que Baltasar Garzón iniciara su investigación de los crímenes del franquismo; él que siendo en beato fundamentalista juró fidelidad al Caudillo al inicio de su carrera judicial. Dejo aquí dos vídeos en los que Carlos Dívar lo explica por sí mismo.

Dívar y sus prefeencias en cuestión de justicia:

Dívar y la justivia divina

Dívar, incapaz de llamar crímenes a las violaciones de derechos humanos de la dictadura franquista:

Dívar y los hechos del régimen anterior

10 pensamientos en “Carlos Dívar, el divino presidente del Supremo

  1. QUE ASCO DE TIPO, ES COMO UN CURA SEBOSO, A QUE HABRA IDO TODOS LOS FINES DE SEMANA A MARBELLA…. A GASTARSE LAS “MINUCIAS ” ….A VER A DIOS

  2. Cuanto van a tardar en investigar los viajes?. Para cualquier funcionario es cosa de unas hora. Esperaràn a que nos olvidemos ?. Cobrará Dívar un mes más?.

  3. Sr. Emilio Silva, vistos sus articulos, parece como si acabara de caerse del
    “guindo”. Carlos Divar puede burlarse de las Leyes y del Congreso de los
    Diputados con permiso del Congreso de Diputados.
    En escrito de 16 de Enero de 2009 de 7 apartados firmado por Carlos
    Divar y remitido al Presidente del Congreso de los Diputados (correligiona-
    rio de Carlos Divar) el Presidente del PODER JUDICIAL, utiliza la falsedad
    para encubrir a un juez como el del Juzgado de i. nº 48 de Madrid, quien:
    a) celebrò juicio de faltas ilegal b) ocultò Auto sin notificar durante seis mes
    (hasta que le descubrimos) c) contradijo y conculcò palmariamente el artic
    621 del Còdigo Penal , dictando resoluciòn injusta a sabiendas d) Choriceò
    en el Auto Oculto de forma palmaria indemnizaciòn a ciudadana herida con
    politraumatismos por saltarse otro individuo un semàforo en Rojo.
    Con esta actuaciòn judicial delictiva se beneficiò de forma descarada a
    LINEA DIRECTA compañia aseguradora del conductor infractor.
    ¿Le han dado una “limosnita” a Carlos Divar ?
    El problema no està sòlo en Carlos Divar, sinò en aquellos polìticos y
    Fiscales que “miran para otro lado” . Pedimos la destituciòn inmediata de
    Carlos Divar por mentir de forma descarada al Congreso…
    Queda demostrado que las normas de “selecciòn” de algunas
    Autoridades deja mucho que desear. Por cierto, hemos puesto denuncia
    contra Carlos Divar y otros, en la Comandancia de Madrid de la Guardia
    Civil(Unidad Orgànica de la Policia Judicial) con fecha de 4 de Octubre de
    2010, y desde esa fecha seguimos esperando respuesta.
    Parece que alguien paralizò la denuncia por algùn despacho…

  4. …Y ahora , viene el Magistrado Sr.Gomez Benitez y denuncia a Divar por
    “una cantidad miserable”… ¿Que se traeràn entre manos?
    ¿Porquè dada la “crisis” no prescindimos del CGPJ y nos ahorramos unos
    cuantos euros y ademàs evitamos que nos metan “los dedos en los ojos” ?

  5. Lo de los “viajes” de Carlos Divar, es una “miseria” comparado con lo que
    puedan hacer en colaboraciòn con jueces como el del Juzgado de I. nº 48 de
    Madrid, etc. Podrìan preguntarle por ejemplo a Ferrin Calamita, donde
    metia las cantidades que cobrò por duplicado en procesos de separaciòn
    matrimonial, en el Juzgado de I. nº 1 de Huesca… y porquè algunos aboga-
    dos dicen tener miedo a represalias del Sistema, si le ponen en evidencia…

  6. Hemos puesto una denuncia contra Carlos Divar en la Unidad Organica de
    la Policia Judicial(Comandancia de Madrid de la Guardia Civil) el dia 4 de
    Octubre de 2010, por presuntas falsedades en documento pùblico, presunto
    encubrimiento a otros jueces y por mentir de forma descarada al Congreso
    de los Diputados.
    Ahora, dia 22 de Mayo del 2012 nos enteramos por una llamada de
    telèfono, que por reparto correspondiò tramitar la denuncia al Juzgado de
    I. nº 24 de Madrid, quien archivò la denuncia el dia 12 de Noviembre de
    2010. Dicho de otra manera: Una denuncia interpuesta contra Carlos Divar
    el dia 4 de Octubre de 2010, en la Policia Judicial, fuè archivada por el
    Juzgado de I. nº 24 de Madrid, el dia 12 de noviembre de 2010, OCULTANDO SIN NOTIFICAR EL AUTO DE ARCHIVO DURANTE CASI DOS
    AÑOS EL AUTO DE ARCHIVO. Obviamente, hay mucha rapidez para
    archivar, y nulo interès en notificar, con la pretensiòn al parecer de que
    no conocieramos el Auto de Archivo, a fecha de hoy sin notificar, y asi
    evitar que pudièramos recurrir.
    El articulo 413 del Còdigo Penal, castiga con penas de prisiòn
    de uno a cuatro años, la ocultaciòn de documentos por Autoridades…
    El còdigo Penal, tambien castiga el encubrimiento…

  7. Carlos Divar Blanco, actual Presidente del Tribunal Supremo y del CGPJ
    remitiò al Presidente del Congreso de los Diputados escrito oficial de
    16 de Enero de 2009. El escrito de redacciòn torticera palmaria, ocultando
    datos y tergiversando otros,respondiendo a denuncia efectuada por una
    ciudadana ante la Comisiòn de Peticiones del Congreso , contra el Juzgado
    Instrucciòn 48 Madrid, cuyo juez titular es el Juez Baltasar Fernandez Viudez
    dice entre otras falsedades:
    ” 2º Interpuesto recurso de reforma por la defensa de la Sra. Jimènez se
    estimò el recurso, por resoluciòn de 9 de mayo de 2005″.
    Dadas las afirmaciones anteriores de Carlos Divar en su escrito de 16 de
    Enero de 2009, retamos al Sr. Divar, a que:
    a) Muestre pùblicamente ese supuesto “recurso de reforma” al que alude.
    NO EXISTE.
    b) Diga el nombre y apellidos y nùmero de colegiado, del abogado de la
    “defensa” que segùn Divar, interpuso dicho “recurso de reforma”.
    NO EXISTE ABOGADO, NI DEFENSA, por estar Indefensa la ciudadana.
    c) Explique el Sr. Divar, como se puede estimar un “recurso de reforma”
    INEXISTENTE, precisamente por no existir “defensa”.
    Podrìamos seguir enumerando otras arbitrariedades palmarias…

  8. Cuando enviamos escrito al Sr. Carlos Divar, pidièndole nos indique el
    nombre del abogado de la “defensa” a la que alude el Sr. Divar en su
    escrito de 16 de Enero de 2009, y nos muestre copia del “recurso de
    reforma” indicando el abogado de la “defensa” que lo interpuso, nos
    contestan del Tribunal Supremo con escrito de 18 de mayo de 2012,
    firmado al parecer por el Magistrado-Jefe (sin indicar nombre y apellidos
    ni el Firmado preceptivo), afirmando, el Magistrado Jefe:
    “Tengo el honor de informarle que la copia de su escrito de 8 de marzo de
    2012 fue recibido el dia 15 de marzo de 2012 en este Tribunal Supremo
    procedièndose a su archivo como consecuencia de tratarse de una copia.
    No obstante, lamento comunicarle , que este Tribunal sòlo puede tra-
    mitar y resolver los recursos que ante èl se plantean con las formalidades
    legalmente previstas sobre los asuntos que estèn dentro de su competen-
    cia, razòn por la que no puede darse cauce a su solicitud.”
    En otro pàrrafo, el mismo Magistrado Jefe, nos recomienda que
    enviemos nuestra queja a la Unidad de Atenciòn al ciudadano, de la que
    tambièn nos quejàbamos por presunto encubrimiento de jueces que
    palmariamente ocultaron Autos sin notificarlos durante casi dos años,
    osea, hasta que les pillamos infragantis y no pudieron ocultarlos por
    mas tiempo. Pero siguen impunes.
    En cuanto a las afirmaciones del Sr. Magistrado Jefe, que no
    tiene el valor de poner su nombre en el Firmado, tenemos que decir
    lo siguiente:
    a) es falso que nuestro escrito enviado al Sr. Carlos Divar, fuera “copia”
    –la impresora del ordenador , saca originales iguales exactamente.–
    b) El escrito se remitiò por la ciudadana para que contestara Carlos Divar
    que es quien hizo las afirmaciones(con el firmado preceptivo) de
    “interpuesto recurso de reforma por la defensa de la Sra. Jimènez…”
    por tanto debe de ser el Sr. Divar, quien explique sus falsas afirmaciones.
    c) Parece ser que el Magistrado Jefe, del Gabinete “Tècnico” desconoce
    que en la firma de los escritos oficiales, con firma ilegible, debe de ponerse
    el Firmado con nombre y apellidos de quien los firma.
    d) Parece ser que este Magistrado Jefe, tiene algùn tipo de problema
    para enterarse de sus obligaciones, por tanto, no nos extraña que tenga
    problemas, para “enterarse” de lo que solicitan los ciudadanos en sus escri-
    tos. ¿Cobran sus jugosos sueldos, por intentar “marear la perdiz” ?.

  9. Pedimos el cese inmediato del Sr. Magistrado Jefe del Gabinete Tècnico
    del Tribunal Supremo, por producir presuntamente impunidad al Sr. Divar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>